Negocios

Embajador norcoreano advierte "Guerra nuclear podría estallar en cualquier minuto"

Embajador norcoreano advierte

Poco antes, durante una visita en Corea del Sur, el vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, advirtió que la "era de la paciencia estratégica" de Washington con Pyongyang se acabó con la llegada de Donald Trumpo a la presidencia.

No obstante, la secretaria de Estado adjunta en funciones para Asia, Susan Thornton, no descartó hoy reiniciar conversaciones con Corea del Norte sobre su programa nuclear, siempre que el régimen de Kim Jong-un abandone las provocaciones militares.

Pence, quien realiza una visita de trabajo a Corea del Sur, saludó las primeras acciones del gobierno de China, el principal aliado internacional de Corea del Norte, pero sostuvo que se requieren acciones adicionales como la presión internacional.

"Justo en las últimas dos semanas, el mundo presenció la fuerza y la resolución de nuestro nuevo Presidente en las acciones emprendidas en Siria y Afganistán", dijo Pence.

"Aun así, todas las opciones están sobre la mesa", advirtió el vicepresidente estadounidense en alusión a una salida bélica, aunque aseguró que Estados Unidos busca lograr seguridad "con medios pacíficos".

Las declaraciones tienen lugar después de que Corea del Norte revelara su nuevo misil balístico intercontinental (ICBM, según sus siglas en inglés) en el desfile militar celebrado el pasado sábado en conmemoración del 105 cumpleaños del difunto fundador del país comunista, Kim Il-sung, y ante la posible sexta prueba nuclear a tiempo del 85 aniversario de la fundación del Ejército Popular Norcoreano, el día 25.

"Pero todas las opciones están sobre la mesa y seguimos al lado del pueblo de Corea del Sur", dijo en la localidad donde se firmó el cese el fuego en 1953.

McMaster agregó que el lanzamiento fallido de un misil norcoreano el fin de semana " encaja en el patrón de comportamiento provocador, desestabilizador y amenazante del régimen de Corea del Norte".

La Marina anunció el 8 de abril que se había ordenado a un grupo naval de ataque dirigido por el portaaviones USS Carl Vinson "navegar hacia el norte" como "medida prudente" para disuadir a Corea del Norte de lanzar un eventual ataque. 'A Corea del Norte no le iría bien si pone a prueba su determinación o el poder de las fuerzas armadas de Estados Unidos en esta región', declaró.

El aumento de las tensiones entre Pyongyang y Washington ha creado una situación "en la que una guerra nuclear podría estallar en cualquier minuto", ha alertado este lunes el embajador adjunto norcoreano ante la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Kim In Ryong, en una rueda de prensa.

Dujarric se refirió específicamente al Gobierno de Corea del Norte, al que llamó a "dar todos los pasos necesarios para desescalar la situación y volver al diálogo sobre desnuclearización".