Espectáculos

Abren "tumba de Jesús" por primera vez en 500 años

Abren

El arqueólogo de la National Geographic Society, Fredrik Hiebert, anticipó que será un trabajo científico largo pero podrán ver finalmente la superficie de la roca original en la que, según la tradición, se colocó el cuerpo de Cristo.

Casi cinco siglos había permanecido sellada la tumba, santuario de cristianos.

Según la escritora, a la losa original se le puso una placa de mármol hacia 1370 o 1400 (no hay certeza) porque los peregrinos ansiosos por llevar consigo un trozo del lugar sagrado estaban despedazando la tapa original. El edículo se restauró por última vez en 1810, tras un incendio, y las exposición del lugar a la humedad y al humo de las velas.

Según creen los científicos, el acceso a la tumba permitirá explicar por qué Helena, la madre del emperador romano Constantino, decidió que esta tumba era la última morada de Jesucristo tras identificarla durante unas excavaciones en el año 326.

Arqueólogos en Jerusalén dicen haber descubierto evidencia de la tumba de piedra original donde la tradición cristiana dice que se colocó el cuerpo de Jesús después de su crucifixión. Es la atracción principal de una de las iglesias más viejas del Cristianismo.

La teoría, sostenida por muchos historiadores acerca de la destrucción de la caverna original, identificada un par de siglos después de la muerte de Cristo, y que fue considerada por muchos años como su tumba, ya se ha puesto en entredicho. National Geographic se asoció con restauradores expertos griegos para documentar las tareas.

La losa de mármol que cubría el sitio mide un metro por metro y medio.

Kristin Romey, escritora de Arqueología para National Geographic, le dijo a CNN que lo intentan analizar es cómo ha cambiado a través del tiempo este lugar. Está ubicada en la Iglesia del Santo Sepulcro en la Ciudad Vieja de Jerusalén. La tumba estuvo cubierta por un revestimiento de mármol al menos desde 1555 y probablemente desde siglos antes. En 1947, las autoridades británicas construyeron una protección para el lugar, pero los investigadores declararon que no basta.

El espacio donde se supone que yacieron los restos de Jesús Cristo será inspeccionado por primera vez desde al menos 1555, de acuerdo a un reporte de National Geographic.

La tumba sufre un proceso de restauración gracias a un equipo de científicos de la Universidad Técnica Nacional de Atenas, bajo la dirección de Antonia Moropoulou, quien ha comentado que el trabajo se encuentra en el momento más crítico de la restauración.